Crónica del Domingo de Ramos 2013

A ocho días de haber puesto nuestra fe en la calle, de que el tiempo nos diese una tregua para poder cruzar el umbral de la Iglesia de la Merced y de pasear a nuestros Titulares por las calles de nuestra capital, hacemos juntos reflexión de las horas compartidas y de aquellos detalles que son dignos de rescatar.
El pasado Domingo día 24 de Marzo, con máxima puntualidad, a las 17.30 horas de la tarde, se abrían las puertas de la Parroquia de Santa María del Prado, para asomar la primera cruz de guía de nuestra Semana Santa. Ya que sin vísperas de Domingo de Pasión, ni Viernes de Dolores, y la suspensión en la mañana de la salida de Las Palmas, nuestra Hermandad inauguró, en su XX Aniversario, oficialmente la Semana Grande 2013 de Ciudad Real.
Tras la cruz de guía, comienzan a traspasar la puerta, los hermanos de cirio granate, que acompañan al paso de misterio y entre los mismos, el estandarte del Cristo y el nuevo Libro de Reglas de la Hermandad.
El paso de misterio de nuestro Titular, el Stmo Cristo Ultrajado y Coronado de Espinas, lucía un exorno floral sencillo, de claveles color sangre de toro y liatris morado, sin olvidar de un centro de cinco azucenas blancas a los pies del Titular. El Señor de la Merced, lucía este año su clámide roja con brocados dorados posada sobre ambos hombros  mostrando así al “Rey de Reyes. Rey de los Judíos” como nombran nuestras escrituras.Tras cruzar el umbral de la puerta, y saliendo de rodillas con su cuadrilla de costaleros, el paso de Nuestro Señor comenzó a revirar bajo los sones de la nueva marcha dedicada a la Hermandad por su XX Aniversario, regalo de la cuadrilla del misterio, “Coronando tu Perdón” interpretada por la Agrupación Musical Nuestro Padre Jesús Redentor de Moral de Calatrava. Y dirigido en el martillo por D. Santiago García, Hermano Mayor de nuestra Cofradía, D. Miguel Ángel Martín, D. Julio Santiago Sánchez, D. Alejandro Cicuendez y D. Rubén Fernández, en el cuerpo de capataces.

Un estreno también importante para este 2013, ha sido nuestro nuevo recorrido, que llenaba de ilusiones y esperanzas, la gloriosa tarde del Domingo de Ramos, siendo la primera parada la Plaza de Santiago y su convento de las Hermanas de la Cruz, que bajo un hermoso arco iris nos recibieron con oraciones y cantos, tras seis años sin pasar por su empedrada plaza.


Casi a las 17.50 horas de la tarde, encara la estrechez de la puerta de la Merced, el paso de palio de Santa María del Perdón, que bajo las órdenes de su nueva capataz, Dª María Teresa Culebra, y su cuerpo de capataces Dª Purificación Muñoz, Dª Mercedes Palacios y Dª Angela del Hoyo, dirigen a la cuadrilla de mujeres costaleras de la Señora del Domingo de Ramos. Con ello, se recupera, la integridad femenina del paso de palio, que en su primera estación de penitencia, fue dirigido al martillo por una mujer y que nuevamente a día de hoy, la Junta de Gobierno ha querido recuperar, confiando así en la labor de estas hermanas que con orgullo y gran valentía dirigen y mecen a Santa María del Perdón.

El exorno floral, como es habitual en muchos pasos de palio, ha sido elegido totalmente blanco, simbolizando así la pureza de María. En su delantera y a los pies de la Imagen, rosas blancas, y en los laterales y jarras del paso, clavel blanco. En cuanto a las vestiduras de Reina, que lucía Santa María del Perdón, destacar, la puntilla del rostrillo comprada el pasado año y estrenada en esta salida procesional. Además nuevamente,  lucia el corazón de plata y oro del pasado 2011,  y el fajin confeccionado por su equipo de camareria. Estrenando para su salida procesional, pañuelo de encaje de bolillos, donado para la ocasión por la Familia Coello-Barba y una palma de plata, representativa del Domingo de Ramos, donada por su capataz, María Teresa Culebra.

Tras recibir una emotiva petalá, la imagen de Nuestra Señora, comenzó a caminar hacia el barrio del Perchel, bajo los sones de “Macarena”, interpretada por la Banda de Música de Granátula de Calatrava.

Durante el recorrido, se vivieron momentos especiales para nuestra Hermandad, el primero de ellos como decíamos, la recuperación del barrio del Perchel en el recorrido procesional, pero también muchos otros, como el saludo en la calle Jacinto a la Hermandad de Nuestro Padre Jesús de Medinaceli, la levantá en la calle Estación Vía Crucis en memoria de N.H.Carolina Herrera, el saludo a la Hermandad del Sto. Descendimiento en la calle Estación Vía Crucis esquina con C/Cuenca, ya que al modificar el recorrido se ha suprimido el paso por la Ermita de los Remedios. Tambien fue emotivo y especial, el pasar un año más por la Plaza del Carmen, y que nuestras Hermanas Honorarias y Madrinas, la Carmelitas Descalzas, nos estuvieran esperando tras las ventanas de su convento y nos lo hicieran saber con ráfagas de linterna, en la fría tarde del Domingo. Tras el saludo, la Cofradía de Nazarenos recupera parte de su recorrido, por Azucena, Reyes Católicos y Alfonso X. Hasta llegar a la Plaza del Pilar, donde nuevamente viviríamos grandes momentos con las Hermandades hermanas de Nuestra Sra de la Esperanza y Nuestra Sra de la Soledad, donde, representadas por sus diferentes Juntas de Gobierno, los pasos de nuestra Cofradía, les brindaron unos minutos de su estación de penitencia para hacerles un emotivo saludo. Tras la Plaza Mayor de nuestra capital, llegó otro momento de oración junto al camarín de la Virgen del Prado, donde los pasos se detuvieron, en total y absoluto silencio, para rezar ante la Patrona de Ciudad Real.

Por último y prosiguiendo con el trascurrir de la Cofradía en la calle, el Pasaje de la Merced, donde la Hermandad al completo, cada hermano y cofrade, vive de manera especial los últimos metros a nuestra entrada al templo. Primero con las Hermanas y siervas de María Inmaculada, a las que la Hermandad y su Junta han cogido un cariño especial, haciéndolas participes de cada acto que se organiza en el templo, salen a recibir a nuestros Titulares en la noche del Domingo de Ramos. Tras los saludos, las tenues luces del pasaje, nos van indicando que la Estación de Penitencia se acaba, las largas horas de cadenas, pies descalzos o el peso en nuestras espaldas, se agotan. Hemos acompañado un año más al Stmo. Cristo Ultrajado y Coronado de Espinas, que ya maniatado y coronado de espinas, asume enmudecido lo que el Señor le ha encomendado. Y tras sus pasos, siempre ELLA, su Santísima Madre del Perdón, que sufre, llora y se desvela por nosotros, sus hijos, reunidos en la tarde del Domingo, para celebrar la Pasión, Muerte y Resurrección de su Hijo.

Siendo las 22.50 de la noche del Domingo de Ramos, la Cofradía de nazarenos de la Coronación de Espinas, ya se encuentra en el Templo de la Merced, a la espera de la próxima Estación de Penitencia. Mientras tanto, la Hermandad se encargará de no perder la FE, la unión y la esperanza, que los hermanos de nuestra cofradía, muestran en cada uno de los actos que nos reúnen.

Gracias a todos los que participaron en la Estación de Penitencia de este 2013, a todos los hermanos de túnica, a los niños y a sus padres que hicieron posible su asistencia, a los diputados de tramo, a la presidencia, a las cuadrillas de costaleros y costaleras y a los cuerpos de capataces de la misma.

YA SOLO FALTAN 376 DIAS PARA EL DOMINGO DE RAMOS 
 
Fotografías de D. Manuel Martín Martín y página de www. ciudad-real.es
Mas fotografías y detalles en nuestro perfil de Facebook, Hermandad Coronación  de Espinas
Más fotografias de N.H.D. Jesús Cárdenas, en el siguiente enlace https://www.facebook.com/media/set/?set=a.10151514082159395.1073741825.612344394&type=1&l=3393ce5818